LA HISTORIA DETRÁS DE LA FOTO (XXIX)

0
31

Por Jorge Sotero

La Habana.- Me encanta esta captura de pantalla, por eso la escogí, porque incluye el mensaje arriba. Como para que no diga nadie que luego invento cosas, que me mandan fotos de cualquier lugar y que las uso siempre para poner el punto de mira en el gobierno. Acá se ve todo… casi no hay que comentar nada.

O sí, que Yusuam, el siempre optimista y hasta megalómano de Yusuam Palacios, uno de los personajes más grises y más sucios de los que le halan la leva a la dictadura, la está pasando mal, porque se le ve en extremo demacrado, más delgado que de costumbre y con una mirada que mete miedo.

Ustedes lo saben, el diputado es una especie de bufón que han metido en el parlamento para que cada vez que haya sesiones, alguien se ocupe de darle un poco de muela a los diputados, preferiblemente mientras los peces gordos del castrismo se dedican a otras cosas.

No debe ser Yusuam de los que recibe en casa la factura semanal, al estilo Esteban Lazo, Ramiro Valdés, incluso el propio ministro Vicente de la O, a quien fue a ver el diputado para ver qué se estaba haciendo para resolver el problema de los apagones, porque parece que él no lo sabe.

Él no lo sabrá, pero yo lo sé: en primer lugar, no hay combustibles. No hay ni gasolina para venderle a los particulares en las gasolineras, ni para mover las escasas ambulancias que quedan. Y luego, las viejas y obsoletas generadoras están cada vez más a tope y se rompen un día sí y otro también, aunque ahora mismo las causas de los prolongados apagones no están en las roturas, sino en el combustible.

La foto, insisto, da risa, porque parecen dos mamarrachos y no un diputado que ya llevó el cinturón hasta el último ojal, y un ministro regordete con cara de cocinero de escuela al campo. Pero esos son los que dirigen en Cuba, los que dan la cara y los que intentan resolver los problemas.

Con personajes así, no se puede esperar más, incluso ni que se resuelva lo de los apagones, aunque Yusuam, el siempre positivo y aburrido diputado, diga que están trabajando mucho.