LA GIRA DE LOS ÉXITOS

0
40

Por Jorge Menéndez
Cabrils.- Resulta que Miguel Díaz-Canel arrendó un avión a la compañía española Plus Ultra, a unos 11 mil dólares la hora de vuelo -según algunos medios- y se fue de gira por Catar, Emiratos Árabes e Irán. Como conclusiones: todo fue un éxito rotundo, porque esos países quieren invertir en proyectos de soberanía alimenticia.
Según la wikipedia, la palabra soberanía tiene que ver con independencia, es decir todos y cada uno de los proyectos de alimentos deberían tener su base genuinamente cubana, inversión cubana, tecnología cubana y mucho cerebro cubano.
Cuando usted, para desarrollar un proyecto, depende de alguien ajeno, sea en inversión o tecnología, simplemente no hay soberanía. Entonces, todo es una falsedad del señor Díaz-Canel.
Simplemente las arcas del Estado están completamente vacías y este ha ido, como muchas otras veces, a pedir dinero por el mundo.
El Estado cubano no deja a los campesinos producir lo que ellos deseen, los mata a impuestos, les compra lo poco que producen por debajo del precio de coste, mantiene deudas millonarias con los que producen, les vende insumos y maquinarias a precios que ninguno se puede permitir. En Cuba, constantemente legislan con un único objetivo: bloquear cada vez más cualquier proyecto genuinamente cubano. Todo esto muestra el desinterés del gobierno en dejar producir al campesinado.
Resulta irrisorio hacernos creer que para que la tierra cubana produzca hay que ir hasta Catar o hasta Emiratos Árabes Unidos.
El verdadero objetivo del viaje fue seguir marginando al pueblo cubano de la economía real y seguir pidiendo dinero para proyectos con partners internacionales que les reporten pingues beneficios a sus bolsillos.
Reparo en un tema muy sencillo: Cuba ya no tiene sponsors en América del Sur. Simplemente debe miles de millones. A Argentina le debe mas de tres mil millones, y a Brasil, entre el Mariel y deudas alimenticias en importaciones de pollo, cereales y carne de res, se habla de otros dos mil 500 millones. En Europa no hay financiación con el Club de París, al que le prorroga los pagos de año en año sin saldar nada al final.
Rusia quiere colaborar, pero también cobrar, porque se acabó el internacionalismo proletario. Y China ídem.
Como vemos, la gestión de captar dinero la ha dirigido Canel en exclusiva a los pocos países que aun le quedan por venderle los «cuentos chinos» -entiéndase Argelia, Turquía, Emiratos, Catar , Irán y poco más-. Estos son los últimos de la cola.
Como diría el señor Alejandro Gil: Cuba va mejorando porque la inflación cae.
Esto lo dice en momentos en los que el euro y el dólar marcan récords, y cuando no se produce absolutamente nada, los precios de lo poco que hay para el fin de año también baten récords.
Desde luego que si de esta no despegan, ya no hay simplemente a quien pedirles dinero. Eso es lo malo de pasarse 64 años tomando el pelo.
Desde luego que la gira fue un éxito.